Temas candentes cerrar

Armando Melgoza: ¡Habemus, Agencia Nacional de Aduanas de México!

Será un órgano administrativo desconcentrado de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El pasado 14 de julio del año en curso se publicó en el Diario Oficial de la Federación el Decreto por el que se creó la Agencia Nacional de Aduanas de México como un órgano administrativo desconcentrado de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, el cual genera muchas dudas y preguntas, siendo algunas de las mismas las que a continuación se señalan.

La primera que viene a la mente sería la consistente en cuestionar la razón de su creación, toda vez que se considera que no era necesario dicho órgano, si actualmente se cuenta con la Administración General de Aduanas, la cual es parte del Servicio de Administración Tributaria, el cual es un órgano desconcentrado de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, el cual si bien claramente puede mejorar, el cambió, que no sólo será de nombre y de organización, o eso se entiende, ya que de ser de otra forma menos se entendería el decreto, representará un costo administrativo importante para el Estado, cuando si una de las vertientes del actual gobierno consiste en la reducción de la burocracia y de sus costos, lo cual no se puede cumplir con la creación de una nueva dependencia que será autónoma técnica, administrativa y operativamente.

¿Porque crear un nuevo órgano que se dice fortalecerá el sistema aduanero mexicano buscando apoyar a los importadores y exportadores, además de coadyuvar al reforzamiento de la seguridad nacional y de armonizar los procesos que involucran los servicios aduanales y de inspección asignado el reto de elevar sustancialmente la calidad, eficiencia y eficacia de los múltiples procesos que generan la organización y la dirección de los servicios aduanales y de inspección, con apego a las normas jurídicas que regulan la entrada, tránsito o salida de mercancías de o en el territorio nacional? si dichos fines se podrían cumplir con la capacitación al personal, y en especial con la actualización y mejora de las diversas disposiciones legales aplicables en la materia, las cuales en muchos supuestos, no son claras, contienen un grado de subjetividad bastante amplió además de que se contienen sanciones que Constitucionalmente deberían de catalogarse como excesivas o desproporcionales, las cuales son la razón de que se controviertan aunque en el fondo la autoridad pueda tener la razón.

¿Será que el cambio obedece a que las políticas implementadas por el actual gobierno no han servido para atacar el problema de la corrupción al interior de las Aduanas? ¿Como consecuencia de lo anterior se buscaría erradicar el problema de tajo? Si esta fuera una de las razones nuevamente se tendría que con el cambio por si solo no se conseguiría y si por el contrario el tema de corrupción ya no existe o se ha llevado a una mínima expresión ¿que caso tendría deshacer el trabajo conseguido?

Es difícil vislumbrar como es que con un nuevo órgano cambie la forma de operar de las Aduanas, máxime si se señala que para su personal se privilegiara la contratación de quienes pertenecen o han pertenecido a las fuerzas armadas, es decir, vemos que la Aduana se perfila a militarizarse más de lo que ya ha venido sucediendo, que sin menoscabar el trabajo que estén llevando a cabo, la experiencia en la materia es un elemento que no puede dejarse de lado, ya que el Derecho Aduanero es una materia sumamente técnica, que necesita de gente especializada y con experiencia en la materia, por lo cual no seria necesario especificar que dentro de los posibles candidatos se encuentren los antes señalados.

Tendremos que esperar lo mejor de este nuevo órgano en el entendido de que los que nos dedicamos a esta materia y la vivimos con pasión buscamos lo mejor para todos los participantes del comercio exterior, más allá de colores o ideologías políticas.

El autor es socio Director del Despacho MFB. Autor del Libro “Procedimientos Aduaneros”. amelgoza@mfb.com.mx.

Shotoes similares